miércoles, 4 de abril de 2012

El ciclo.


Como los erizos, ya sabéis, los hombres un día sintieron su frío. Y quisieron compartirlo. Entonces inventaron el amor.

Luis Cernuda


Dead Man, Jim Jarmusch, 1995.


No le culpéis de nada, aun está llorando el último cuerpo. Ahora solo quiere dormir durante 3 o 4 meses, como hacen algunos animales al llegar el invierno. Despertar y ser otro, otra la estación, otros los ojos. Es tan fácil ser animal, piensa. Reunir miguitas de pan o pequeños cadáveres en una madriguera y luego dormir, dormir, dormir. Tener criaturas, cuidarlas, darles de comer. Volver a repetirlo todo una y otra vez.
No pensar en el amor nunca más.


Rocío.

7 comentarios:

Yeamon Kemp dijo...

Todos queremos eso. Algunos lo hacen. Otros lo intentamos. La mayoría se conforma con cuatro semanas al año en la playa.

Gran entrada.

El Joven llamado Cuervo dijo...

Yo quiero dormir 4 meses y despertar con un nuevo amor, en un ciclo interminable. Abrazo.

Anastasia K. dijo...

"y el resultado fue... Ya sabéis , como en los erizos."

Paloma Corrales dijo...

Ya lo dijo San Agustín, somos animales ávidos de cosas nuevas. Triste y bello ese regreso, Rocío.

Beso.

dulce susurro de cuchillas dijo...

Quiero ver si por una vez, dejando de respirar un instante, se destripa la noche y la ciudad me perdona.......

Kisses.

Kramen dijo...

Siempre habra animales que hasta respeten la fidelidad del amor... hasta que la muerte les separe.

A pesar de todo, el mundo siempre estuvo lleno de seres que iban contra la corriente, preguntale a algunos peces...

Aun asi. El amor es un invento moral que no deja de ser una enfermadad, o se pilla, o no. No se puede fingir o si... algunos han llegado a ser expertos.

Antonio Heras dijo...

muy bueno el blog. y tu poesía.
unsaludo!