miércoles, 19 de marzo de 2014

De rerum natura.

             

               ¿Por qué eres tan breve?

                                          Hölderlin


Quiero el silencio de después
y todas esas pequeñas palabras
que tras mucho pensarlas
terminan sin ser arrojadas.

Quiero tus sílabas y
tu labio magullando vocales
y quiero la hierba
si decimos hierba
y quiero el cielo
si decimos azul.

Quiero que hagamos un pacto
con la naturaleza de las cosas
-como Lucrecio-
y que seamos átomos
letras
y números
que no nacieron de una explosión
sino de algo más,
de un amor,
quizá,
que un día fue
materia para el viento.


Rocío.

10 comentarios:

miss desastres dijo...

Maravilla

Amanecer Nocturno dijo...

Hölderlin, Lynch y tú (enamorada)
Muérome <3

El Chico Con Cianuro dijo...

Me encantó

Abrazos con cianuro

i*- La que canta con Lobos dijo...

Puto y maravilloso Hölderin está por todas partes. Pactos de letras que acaban en líneas kamikazes. Extirparemos versos.

David Mariné dijo...

todo.

Emilie dijo...

Me encantó esto. Lo breve, lo efímero, solamente hace que sea más liviana y justa esa materia para el viento.

Juan Antonio B. dijo...

Eso bastaría para dar sentido a muchas cosas que a veces parecen no tenerlo.

Beso.

Antony G. Martínez dijo...

¡Olé!
Este poema vale millones. Juegas muy bien con las palabras y la métrica. Es lo que andaba buscando, es el blog de mis sueños.

¡UN SALUDO!
http://undiariopersonalmas.blogspot.com.es/

Unknown dijo...

http://www.mediafire.com/download/z897c7152532ti1/Bongley_Dead_-_Demo_n.3_(2014).rar

Fanny Sinrima dijo...

Visito por primera vez tu blog y me encanta. Este poema es precioso.Un pacto necesario para seguir sintiendo lo que se ama.

Mi felicitación.

Un afectuoso saludo.
Fany